Testimonio sobre clase con Luis Felipe Lomelí 6

“Vuelvo a confirmar que para escribir sólo hace falta corazón y escuchar a los grandes. ¡Ojo! Verdaderamente grandes. Algunas escuelas de literatura se fijan más en el cascarón que en el contenido. Yo con Lomelí he aprendido que más vale que te emocioné hasta la última fibra de la piel a que te hagan honores por tú buena ortografía. Claro deben de existir las dos pero si ya te hace sentir un texto, entonces lo demás es fácil de aprender.”

Yoyce Hernández Escritora

X